La vida cotidiana en Roma en el apogeo del Imperio – Jérôme Carcopino

Jérome Carcopino, La vida cotidiana en Roma en el apogeo del Imperio, Ediciones Temas de Hoy, 1989 (original de 1939)

Por lo general, la Historia se ha caracterizado por prestar atención a los grandes procesos históricos y los hechos que cambiaron el devenir, los cuales, ¡cómo no!, estaban protagonizados por los “grandes hombres”. Afortunadamente, hace ya muchas décadas los historiadores se empezaron a percatar de que existía la gente menuda que, como ahora, tenía sus costumbres, preocupaciones y quehaceres diarios. Por tanto, los romanos y “sus cosas” merecen también tener cabida en las páginas de los libros. Esta “pequeña Historia” como se la llama a veces suele ser hoy en día habitual, pero cuando Jérôme Carcopino publicó a finales de los años treinta del siglo XX La vida cotidiana en Roma en el apogeo del Imperio era toda una novedad. Quizás era la primera vez que aparecía un volumen  que se ocupara de temas tan irrelevantes como lo que hacía un romano al levantarse, a lo que debemos añadir que nacía como una obra de divulgación escrita para la lectura del público no especialista, pero sostenida por un gran volumen de fuentes clásicas que son debidamente citadas.

Tal y como manifiesta el autor en su prólogo y, de hecho, así se observa en el propio título, el estudio gira en una época concreta: la que va de finales del principado de Claudio, es decir, a mediados del siglo I d.C.,  hasta el de Adriano, que falleció en el 138. Esto es, más o menos, una generación. La explicación de por qué se ciñe a un periodo tan reducido es para no caer en un error muy común: considerar que la cultura romana y sobre todo sus costumbres no cambiaron con el pasado del tiempo. En palabras del autor: “Nada cambia más deprisa que las costumbres de los hombres”. No solo esto, sino que Carcopino también limita su obra en el espacio: aborda únicamente la vida de los romanos y romanas  en la ciudad –en contraste con la vida del campo- y, más concretamente, en Roma. No obstante, ello no es inconveniente para que el autor haga a lo largo de la obra comparaciones de algunos aspectos en época republicana o en el Bajo Imperio.

La obra está dividida en dos partes. Una primera, titulada “el marco de la vida romana”, se adentra en dos aspectos fundamentales. Por un lado, el aspecto físico de Roma por donde el ciudadano se movía, es decir, las casas, calles, la extensión de la ciudad, el esplendor de la misma, y, sobre todo, la población con la que contaba esta ciudad en la época que ya hemos comentado. Por otro lado, en ese marco de la vida, el romano se movía en un medio moral. Así, el autor tiene la oportunidad de hablarnos de los modos de vida, los valores sociales, la jerarquía, la desigualdad y la multiculturalidad. En el seno familiar: del matrimonio, la mujer y la familia, pero sobre todo de las virtudes esperadas y los vicios ocultos de cada uno en la intimidad. No podía faltar, por supuesto, un capítulo dedicado  a la educación que recibían los ciudadanos, y sobre todo las creencias, que en esta época se movía entre una decadencia de la religión tradicional y el alza de místicas orientales, así como los inicios del cristianismo.

La segunda gran parte de la que se compone este libro es sobre el empleo del tiempo. Así, el autor entra de lleno es las cuestiones más mundanas como puede ser el aseo, las ocupaciones y los oficios, los siempre deseados espectáculos por la muchedumbre –panem et circenses-, sin olvidar los juegos cotidianos, la alimentación y los distintos placeres con que el romano se podía deleitar.

Una obra, en conclusión, que pese a sus años sigue todavía fresca. Claro está que desde entonces se han publicado otras con una misma temática, que con mayor o menor acierto la complementan, pero, desde luego, buena parte de ellas se inspiran en esta misma. Merece la pena, por tanto, leerla.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR